Ajo e hipertensión

Conoce laos beneficios del ajo para evitar la hipertensión

ajo consumibles

Hay varios factores que juegan un papel en el desarrollo de la hipertensión, incluyendo la variabilidad genética, estilo de vida, y las influencias dietéticas.

Si bien se estima que la variabilidad genética de contribuir aproximadamente el 30% a los perfiles de hipertensión de los individuos, el estilo de vida y hábitos dietéticos desempeñan un papel importante en el control de la PA (Presion Arterial).

La investigación sugiere un índice medio de mása corporal (= peso / talla2) entre 18,5 kg / m2 y 25 kg / m2. Por cada 10 kg de pérdida de peso se puede lograr reducciones en la PA de 5-20 mmHg en hipertensos.

Además 30 minutos de ejercicio regular aeróbico diario moderado (por ejemplo, caminar a paso ligero) puede reducir la PA en 4-9 mmHg, mientras que la optimización niveles de vitamina D pueden mejorar la PA en 3-4 mmHg en hipertensos.

Otros factores que influyen en la PA son el tabaquismo, el consumo de alcohol y el estrés. Dejar de fumar se ha estimado que lleva a una reducción de la PA de hasta 10 mmHg en hipertensos, el consumo de alcohol superior a 1-2 bebidas alcoholicas de baja graduación por día puede influir en los valores de PA en 2-4 mmHg, y el estrés continuo y la falta de sueño de calidad puede empujar la PA hasta en 10 mmHg.

La dieta juega un papel importante en el control de la PA, con la adopción de los enfoques dietéticos para detener la hipertensión o una dieta mediterránea se pueden lograr reducciones de la PA entre 8 mmHg y 14 mmHg de p. sistólica en hipertensos.

Los suplementos de ajo han mostrado ser prometedores en el tratamiento de la hipertensión no controlada, reduciendo la presión arterial en alrededor de 10 mm Hg sistólica y 8 mmHg diastólica, similar a la medicación estándar. Usando extracto de ajo que contiene S-allylcysteine ​​como el compuesto de azufre bioactivo, es estandarizable y altamente tolerable, con poca o ninguna interacción nociva conocida cuando se toma con otros PA reductores. Los Polisulfuros derivados del ajo estimulan la producción de sulfuro de hidrógeno gastrotransmisor vascular (H2S) y mejoran la regulación de óxido nítrico endotelial (NO), que induce la relajación de células de músculo liso, la vasodilatación, y la reducción de la PA. Varios factores dietéticos y genéticos influyen también en la eficiencia de los H2S y NO y pueden contribuir al desarrollo o disminucion de la hipertensión.

La deficiencia de azufre podría desempeñar un papel en la etiología de la hipertensión, y puede ser resuelta con el suplemento de los compuestos orgánicos de azufre derivados del ajo.

Facebook Twitter LinkedIn Google+ Pinterest Blogger Addthis